Tips para combatir el insomnio

– Acuéstate todos los días a la misma hora independientemente de que alguna noche sientas somnolencia un poco antes de la hora elegida o que a la hora de acostarte no tengas sueño.

 

– Acuéstate con la intención de descansar más que de dormir. Tu objetivo debe ser disfrutar del silencio, la oscuridad y la calma. Respira profundamente y déjate llevar por la agradable sensación de no tener que hacer absolutamente nada.

 

– Evita pensar en problemas, en temas que te activen, que te produzcan ansiedad, irritabilidad, enfado o malestar.

 

– Intenta centrar tu atención en temas agradables o de contenido emocional neutro como una película, un paisaje, un recuerdo, una historia imaginaria o qué te vas a poner al día siguiente.

 

– Si a los 20 o 30 minutos no te has dormido levántate y ve a otra habitación.

 

– Realiza alguna actividad aburrida o que induzca al sueño. Por ejemplo, leer un libro que te resulte poco atractivo, ojear un periódico atrasado, repasar un curso etc.

 

– Tanto si has conseguido dormir unas horas, como si no has conseguido dormir ninguna, debes levantarte a la hora prevista.

 

unnamed (6)

 

– Aunque te encuentres agotado, procura no dormir la siesta durante el día ni tomes café o bebidas excitantes para combatir el sueño. Si te mantienes despierto durante el día, al llegar la noche te será más fácil dormirte.

 

– Si el cansancio fuera extenuante, puedes echar una cabezadita a condición de que no superes los 20 minutos.

 

– Recuerda no magnificar el hecho de incorporarte a tus obligaciones sin haber dormido o habiendo dormido muy pocas horas.

 

– Superada la primera noche, debes seguir el mismo procedimiento a la noche siguiente, hasta que se normalice tu patrón de sueño.

 

– Es mejor que pases una noche o varias levantándote y acostándote hasta regular tu sueño, que pasarte meses e incluso años sufriendo problemas para dormir, tomando inductores del sueño o tranquilizantes que a la larga hacen crónico el trastorno.

 

– A nivel emocional te vas a sentir mucho más seguro y tranquilo cuando compruebes que puedes solucionar el problema por ti mismo, sin recurrir a los fármacos.

 

– Es probable que después de conseguir dormir bien durante unos días, vuelvan a aparecer los problemas. Esto es bastante frecuente. No le des importancia y sigue aplicando la misma técnica.

 

unnamed (5)